Seguro Decenal Construccion

Seguro decenal promotor

Normalmente el comprar una casa nueva es una inversión segura, sin embargo, en más de una ocasión se han presentado situaciones, en donde el comprador de una vivienda nueva se ve afectado por problemas estructurales que son culpa de los constructores; es a raíz de esta problemática, que existe el seguro decenal, el cual es un seguro obligatorio para las promotoras de construcciones, ya que el mismo se encarga de garantizar el bienestar del propietario de una vivienda nueva.

¿Qué es un seguro decenal?

Un seguro decenal de daños, es una garantía que obtienen los compradores de una vivienda nueva, y es un seguro obligatorio que deben disponer las empresas constructoras o promotoras de edificaciones de viviendas; según lo estipulado en 1999, en la Ley de Ordenación de la Edificación (LOE), específicamente en su artículo 19.

En este sentido, el seguro decenal compromete a todos los agentes involucrados en la edificación de una vivienda, a responder por los posibles daños materiales que perjudiquen la estabilidad y habitabilidad de la misma, durante los primeros diez años. Además, se debe mencionar que el seguro solo responde ante los defectos de fábrica y no por los desperfectos generados con el paso del tiempo.

En pocas palabras, el seguro decenal de daños, es un seguro obligatorio para las promotoras de edificaciones; de esta manera, el comprador (quien es el beneficiario del seguro), se encuentra respaldado en caso de que la edificación tenga fallas estructurales en los primeros 10 años de la existencia de la vivienda.

Si durante los primeros 10 años se presentan fallas graves en la estructuración o bases de la misma (siempre y cuando sean considerados desperfectos de fábricas, que sean cumpla de los constructores), entonces la aseguradora se hará cargo de pagar las reparaciones correspondientes o indemnizar al beneficiario (propietario), para que este se pueda ir a un nuevo lugar.

¿Qué cubre un seguro decenal?

Como se mencionó anteriormente, el seguro decenal es la garantía que cubre los daños que comprometan la cimentación de una vivienda; es decir, daños que puedan afectar: las vigas, los soportes, muros de cargas, forjados, u otras piezas estructurales.

Por otro lado, existen otras coberturas complementarias que la constructora (o promotora de construcción, según el caso) puede contratar, según las necesidades que se tengan y la seguridad que se desee garantizar. En este sentido, algunas de las coberturas complementarias que ofrecen los seguros decenales, son las siguientes:

  • Impermeabilización de fachadas y cubiertas.
  • Estanqueidad de sótanos (durante los primeros tres años).
  • Revalorización de capitales (durante los primeros tres años).
  • Acciones legales contra los involucrados en la construcción de la vivienda.
  • Asistencia jurídica.
  • Gestión de permisos.

Cobertura según los plazos de tiempo

La Ley de Ordenación de la Edificación (LOE), manifiesta tres plazos en los cuales se les debe exigir responsabilidades a los distintos agentes, y al mismo tiempo, establece en qué casos precisamente debe responder el seguro. Las normativas expuestas por esta Ley, son las siguientes:

  • Diez años para hacerse cargo de imperfecciones que afecten y perjudiquen la resistencia mecánica y estabilidad del edificio. Por lo tanto, aquí es donde se responsabilizan por los soportes, vigas, forzados, muros de carga, entre otras piezas estructurales.
  • Tres años para cubrir los daños correspondientes a los elementos constructivos, y a las instalaciones que infrinjan con los requisitos de habitabilidad.
  • Un año para los defectos que se hayan originado en los acabados o en las terminaciones de la obra.

Esto quiere decir, que dependiendo de los inconvenientes presentados, la promotora es responsable de dichos inconvenientes, dentro del plazo especificado; pasado ese tiempo, no es responsabilidad de la constructora (o promotora de construcción, según el caso). Al decir que la compañía promotora es responsable, se hace referencia a que la misma debe contactar a la aseguradora, para que esta se encargue de solucionar los inconvenientes presentados.

¿Quién debe contratar un seguro decenal?

Del mismo modo, la LOE establece en su artículo número 9, que el promotor es el encargado de contratar un seguro decenal, esto debido a que es quien asume la iniciativa del desarrollo de todo el curso de la construcción, y por ende, es al que se le impone garantizar o responder; por los posibles daños que logren afectar a la edificación.

Es importante mencionar que el promotor de la construcción, es el tomador del seguro y el beneficiario es el propietario de dicha construcción.

¿Es obligatorio contratar un seguro decenal?

Sí, debido a que la LOE expresa que es un requisito indispensable para las nuevas edificaciones que tengan el propósito de funcionar como vivienda, y en consecuencia, exigen a los promotores la contratación de un seguro decenal al momento de realizar la venta; no obstante, existen sus excepciones.

Cabe destacar, que esta misma ley expresa que no es posible la inscripción de nuevas obras de edificación en el Registro de la Propiedad, si no se comprueba que la edificación posee un seguro decenal.

Preguntas frecuentes sobre los seguros decenales

gfjgfjgf

Seguro decenal sin OCT: ¿Es legal contratar un seguro sin esto?

El Organismo de Control Técnico (OCT), es una empresa externa y un servicio de control de calidad que contrata el promotor para que esté presente en las distintas etapas de construcción del proyecto; para así garantizar la calidad del mismo.

Asimismo, es importante señalar, que la ley no obliga al promotor a contar con una OCT, por lo tanto, sí es posible contratar un seguro decenal sin OCT.

Seguro decenal promotor

En definitiva, el promotor es el agente interesado en la construcción de una vivienda y quien posee los medios económicos para su realización. Por tal motivo, el seguro decenal del promotor, es el que este adquiere y destina para cubrir los desperfectos ocasionados en viviendas plurifamiliares nuevas; es decir, específicamente en las edificaciones residenciales de viviendas, pero sólo en sus primeros 10 años.

Todo esto con la finalidad de que las supuestas reparaciones no recaigan en el propietario, si no en el seguro.

Seguro decenal autopromotor

En relación al seguro decenal de un autopromotor individual, desde el año 2002, no es obligatorio para ellos disponer de un seguro decenal debido a que adquieren una única vivienda unifamiliar para uso propio. Sin embargo, se les sugiere igualmente contar con esta póliza, puesto que es fundamental contar con un seguro decenal al momento de pedir una hipoteca, durante una transmisión “inter vivos”, o ante la posibilidad de presentarse algún tipo de comercialización con la vivienda en los primeros 10 años establecidos por la ley.

De esta forma, entre los beneficios de poseer un seguro decenal como autopromotor, se encuentran: evitar los largos períodos de tiempo vinculados a la determinación de responsabilidades, gracias a que no se tiene que esperar a que se defina de manera judicial qué agente debe hacerse responsable, y también, posibilita una indemnización mucho más rápida al no exigir una condena judicial previa de los responsables, además de permitir inscribir la vivienda en el registro de propiedad y protegerla ante posibles daños estructurales.

Cabe mencionar, que este término hace referencia a cuando una persona construye su propia casa (no con sus propias manos, sino de su propio bolsillo).

Precio del seguro decenal

Con respecto al precio de un seguro decenal, este va a depender del tipo de obra para el cual se está requiriendo la garantía, asimismo; el capital asegurado debe comprender el 100% del coste final de la obra, incluyendo de este modo, honorarios, IVA, entre otros. Por otra parte, conviene destacar que la declaración por metros cuadrados en edificios de altura no debe ser inferior a los 390€, en los chalets adosados se estiman unos 420€ y en los chalets individuales 520€.

En cuanto a las primas y tasas para edificios de viviendas de altura, el precio se reflejará en el 0,55% del valor de la construcción y en las viviendas unifamiliares con el 0,70% del valor de la construcción, generando de esta manera; una prima neta mínima de 2.000€ aproximadamente, más el 6,3% de impuestos sobre la prima neta.

En pocas palabras, el precio de un seguro decenal puede ir desde los 390 euros, hasta los 15000 euros, dependiendo de la vivienda en cuestión. Además, el costo de este seguro es de una prima única; es decir, se paga una sola vez y listo.

 

Seguro Decenal Construccion
5 (100%) 8 votes