Saltar al contenido

Baja Laboral para Empleadas de Hogar

Hoy en día, las empleadas de hogar tienen tanto derecho a estar de baja laboral como cualquier otro trabajador. En este sentido, deben ser indemnizadas durante su período de inactividad, por la entidad correspondiente, según sea el tipo de contingencia que presenten.

¿Cuánto cobra la empleada de hogar por baja laboral?

En primer lugar, es necesario aclarar que el monto a cobrar depende de varios factores, tales como: el tipo de contingencia, los días de baja otorgados, y por supuesto, de la base reguladora de la empleada; la cual se obtiene con la cotización del mes anterior a la baja, indistintamente de la clase de incapacidad que posea la empleada de hogar.

En caso de contingencias profesionales

Este tipo de incapacidad hace referencia a las enfermedades o accidentes derivados al desempeño de su actividad laboral. De modo que, el primer día, en el cual se concreta la baja, la empleada de hogar podrá cobrar su día completo puesto que se considera como un día trabajado, y a partir del segundo día de inactividad; esta recibirá el 75% de su base reguladora, por el tiempo restante en el que se encuentre incapacitada. Cabe destacar, queen estos casos no se exigen cotizaciones previas para contar con las indemnizaciones. Es por ello altamente recomendable contratar un seguro de baja laboral para complementar la prestación.

En caso de contingencias comunes

Por el contrario, las contingencias comunes se refieren a los accidentes no laborales y a las enfermedades catalogadas como comunes o leves, como por ejemplo la gripe. Por lo tanto, para adquirir este tipo de baja, la trabajadora tiene que demostrar haber cotizado al menos 180 días en los últimos cinco años.

De esta forma, los primeros tres días de baja corren por cuenta de la empleada de hogar, es decir, no contará con ningún tipo remuneración en ese tiempo. Luego, del día 4 al día 20 de baja, la trabajadora recibirá el 60% de su baja reguladora; mientras que desde el día número 21, obtendrá el 75% de su base reguladora como parte de su indemnización, durante el periodo de baja restante.

¿Quién paga la baja laboral por enfermedad de la empleada de hogar?

En relación a quién paga la baja laboral por enfermedad, una vez más dependerá de si se trata de una enfermedad común o profesional. Suponiendo que la incapacidad es a causa de una enfermedad profesional, es la Seguridad Social la encargada de cubrir con los gastos de remuneración, en cambio; si es por una enfermedad común, es el empleador el que debe responsabilizarse por la indemnización, a partir del cuarto día de baja hasta el octavo. Posteriormente, si después del transcurso de ese tiempo aún la empleada permanece incapacitada, es la Seguridad Social la que deberá seguir pagando por la baja.

Baja por maternidad de una empleada de hogar

En relación a la baja por maternidad, la empleada tiene el derecho de gozar de 16 semanas de descanso, en los cuales recibirá el 100% de la base de su cotización. De igual forma, se requiere contar con el alta de la Seguridad Social, durante el comienzo de su baja por maternidad, además de cumplir con las cotizaciones previas, según sea el caso.

Vale la pena decir entonces, que las empleadas mayores de 26 años deben haber cotizado como mínimo 180 días en los últimos siete años, o en su lugar, 360 días a lo largo de su vida laboral. Por otra parte, las trabajadoras de 21 a 26 años de edad, necesitarán la cotización de 90 días en un período de siete años, o haber cotizado 180 días en toda su experiencia laboral. Mientras que, las empleadas menores de 21 años no requerirán de ninguna cotización.

Distribución de las 16 semanas de descanso

Asimismo, la distribución de las semanas de descanso están contempladas de la siguiente manera: seis de las 16 semanas son para disfrutarse luego del parto, por otro lado, las 10 semanas restantes, pueden repartirse a gusto de la empleada, es decir, puede cogerlas antes del nacimiento de su hijo, o después.

Baja de una empleada de hogar por horas

Una empleada de servicio doméstico por horas o de tiempo parcial, tiene los mismos derechos que una trabajadora de tiempo completo; no obstante, la diferencia se encuentra al momento de calcular los días cotizados, puesto que lo que se tendrá en consideración, es el coeficiente global de parcialidad de los últimos cinco años.

Por esta razón, siempre que se presente una contingencia común, se recomienda ir directamente al Instituto Nacional de Seguridad Social (INSS), para consultar si se poseen las cotizaciones necesarias para solicitar la baja.

¿Es posible conseguir la baja sin el alta de la Seguridad Social?

Conviene mencionar, que la baja laboral solo será posible si se está de alta por la Seguridad Social, de no ser así, será más complicado realizar la tramitación de la incapacidad temporal, en caso de presentar una contingencia común; dado a que en las contingencias profesionales no será de mucha importancia, porque se asimilará el alta inmediatamente para poder otorgar la baja.

En pocas palabras, si se tiene una enfermedad o accidente común, se debe demostrar que sí existe una relación laboral con el empleador, y al mismo tiempo, revelar que este en su momento no solicitó el alta con la Seguridad Social. Incluso, se puede recurrir a denunciarlo con la Inspección de Trabajo, con el propósito de corroborar los hechos y conseguir así el alta.

Sin embargo, es importante mencionar que es indispensable contar con pruebas y evidencias de que se está trabajando sin contrato, para que finalmente, cuando se demuestre que eso es cierto; el empleador tenga que pagar una multa como parte de su resarcimiento por el daño ocasionado.

¿Se deben seguir pagando las cotizaciones a la Seguridad Social en medio de la baja?

En efecto, sí, siempre que se mantengan las relaciones laborales, tanto la trabajadora de servicio doméstico como el empleador, están en la obligación de continuar pagando las cotizaciones a la Seguridad Social.

¿El empleador puede sustituir a la empleada de hogar durante su período de baja con otra persona?

La respuesta es sí, el empleador puede optar por sustituir a la empleada de hogar durante su incapacidad, al contratar a otra trabajadora. Sin embargo, la duración de este contrato debe ser equivalente a los días de baja de la empleada regular, con la finalidad de que esta posteriormente pueda reintegrarse y ejercer nuevamente sus funciones.

¿Se puede despedir a una empleada de hogar que esté de baja?

En cierto modo sí, una empleada de hogar puede ser despedida mientras esté baja por desistimiento, más no por estar de baja; debido a que no es un motivo legal de despido. No obstante, la ventaja de finalizar la relación laboral mediante un desistimiento, es que no se requieren de causas justificativas para formalizar el despido.

En este sentido, el empleador deberá abonarle a la trabajadora, el pago de 12 días por año trabajado con un límite de 6 mensualidades, al igual que deberá realizarle un preaviso de 20 días si la relación laboral fue de más de un año, o de 7 días si, la relación fue de menor tiempo.

Mal uso del desistimiento o despido injustificado

Suponiendo que se demuestre que la aplicación del desistimiento fue sido utilizado de manera errónea, el despido pasa a ser improcedente y por tal motivo, el empleador deberá ejecutar una indemnización de 20 días por año con un límite de 12 meses.

Baja Laboral para Empleadas de Hogar
5 (100%) 4 votes